Enseña a tus hijos a leer

Consejos para iniciar a tus hijos a leer

A los niños y niñas les gusta imaginarse historias, vivir-las y disfrutar de ellas en primera persona. ¿Te das cuenta? ¡Son escritores o escritoras en potencia! Claro, son creadores de historias. Pero es posible que les cueste leer. A veces, a la hora de leer, debemos obligarlos más que motivarles, ¿verdad?

No sufras. En este post nos apuntamos a la lectura. Jugar mola. Pero leer también mola. 😉 Existen algunos consejos, hábitos, actitudes,… que benefician que tu hijo o hija se aficione a la lectura.

3 beneficios de leer para los niños

El primer paso para motivar que tus hijos lean es conocer los beneficios de la lectura. Aquí tienes 3:

  1. Fomenta a imaginación y la inteligencia.
  2. Potencia la capacidad verbal.
  3. Enriquece su vocabulario.

Todo son beneficios cuando se trata de leer. 😉

5 hábitos para no leer

Hoy en día entre los móviles, las tablets y YouTube cuesta ver un niño con un libro entre manos. Quizás en Sant Jordi es de las pocas veces al año que no les da pereza hojear un libro.

5 hábitos que no favorecen la lectura son:

  1. Obligarles a leer: Mejor si lo planteamos como un juego o una aventura enriquecedora.
  2. Que los padres y madres no lean: Si los padres no leen, los niños aún menos. Y no vale leer el periódico, que ya nos conocemos. J Si la escuela o el insti les obligan a la lectura, apúntate o por lo menos, motívales e implícalos.
  3. Leer con prisas: La lectura requiere tiempo. No quieras leerles un cuento deprisa porqué no les motivará.
  4. No plantearse que los hijos necesitan leer: La escuela no es el único lugar de lectura, ni la biblioteca. El hogar también favorece esta afición.
  5. Pensar que leer no es una actividad de ocio: Al contrario. Leer divierta. Puedes vivir mil historias diferentes.

5 hábitos para leer

Iniciarse a la lectura no es difícil. Tan sólo debemos ponerle actitud, interés y un poco de teatro. Estos son 5 hábitos para fomentar la lectura entre tus hijos e hijas:

  1. Inicia a tus hijos bien temprano: Encontrarás libros para todas las edades, incluso bebés. Así que ponle un libro entre sus manos para que experimenten de pequeños.
  2. Escoge un libro que les motive: Para los preadolescentes, si les gustan los dinosaurios, cómprales un libro en el que puedan aprender más sobre estos animales. Los niños y niñas son curiosos; si tienen interés por una temática será más fácil.
  3. Crea un espacio para leer: Si adecuas una zona de casa, un rinconcito para leer con tus hijos, todo fluirá. Sobre todo para los más pequeños.
  4. Ponle ganas y teatro: A los pequeños de la casa, léeles cuentos poniendo voces, haciendo ruidos,… Les llamará la atención y pronto te ayudarán a crear ambientación.
  5. Sustituye el móvil o la tablet por un libro: Negocia con tus hijos que un día a la semana – o dos- aquel rato que pasen mirando el móvil o la tablet, se lo dediquen a un libro.

Y hay muchos más hábitos para fomentar la lectura: como ir a representaciones teatrales, crear su propio libro, escribir un diario personal,…

Y quizás les acabe gustando leer y cuando lo tengan que hacer en la escuela, no tendremos que perseguirles. O quizás se presentarán en un concurso literario en el insti que pueden ganar. Y cuando presenten el proyecto de final de carrera o máster, se expresarán mucho mejor. ¿Sabes por qué? Porqué serán lectores. Los lectores se crean.

Jugar mola. Y leer también mola. Los libros molan.

 

Agusti Mestre

Agusti Mestre

Especialistas en juguetes desde 1921

Comentarios

Si te ha gustado este artículo te gustará: